RECUPERACIÓN

Viajes de negocios: de vuelta al camino

En América Latina los viajes de negocios están cobrando un nuevo impulso gracias a las normas de bioseguridad y ante la irreemplazable necesidad del contacto cara a cara.

Los viajes de negocios comienzan a recuperarse: una reciente encuesta realizada por la consultora Wakefield Research con el auspicio de SAP Concur determinó que la gran mayoría de los viajeros corporativos de América Latina están dispuestos a retornar a las rutas en los próximos 12 meses.

Del total, el 77% está de hecho “muy dispuesto” a hacerlo en comparación con el 65% que indican los viajeros de negocios promedio a nivel global. El trabajo involucró la opinión de viajeros de negocios de Argentina, Brasil, Chile, Colombia, México y Perú, entre otras naciones.

El análisis revela que “a un poderoso 86% de los viajeros de negocios latinoamericanos les preocupa que la imposibilidad de viajar en los próximos 12 meses les sea perjudicial personal y profesionalmente”. Sus preocupaciones incluyen hacer menos dinero (45%), no avanzar en su carrera (41%) y tener dificultades para desarrollarse y manteniendo conexiones (39%).

Otra de las inquietudes de los viajeros del segmento es que no se incremente el número de viajes, circunstancia que podría generar “más dificultades para construir nuevas relaciones (40%), renovar menos contratos (39%) y quedar atrás de sus competidores (38%)”.

Valen apuntar que estos datos específicos de mercado forman parte de una encuesta integral de SAP Concur que, entre el 15 de abril y el 10 de mayo de 2021, alcanzó a 3.850 viajeros de negocios de 25 mercados globales, desde Estados Unidos y Canadá al norte hasta Argentina y Chile al sur de las Américas, además de países de Europa, Asia, África y Oceanía.

El trabajo estuvo a cargo de Wakefield Research, firma independiente especializada en investigaciones de mercado que sirve a marcas prominentes, incluyendo 50 de la lista Fortune 100, en 90 naciones.

Los controles bajo la lupa

Un elemento central que exhibió el estudio es la necesidad de ajustar la política de viajes. Y es que los viajeros corporativos latinoamericanos quieren más control sobre sus viajes. “Más de cuatro de cada cinco (84%) clasifican la flexibilidad como el principal impulsor de los viajes de negocios, lo que los convierte en la proporción más alta de todos los mercados en comparación con el 72% a nivel mundial”, asegura el reporte.

Viajes corporativos.jpg
Con los recaudos del caso, los viajes corporativos van tomando impulso en el mundo entero.

Con los recaudos del caso, los viajes corporativos van tomando impulso en el mundo entero.

Los viajeros de negocio de América Latina también están particularmente atraídos en evitar escalas (54% frente a 31% a nivel mundial). También les interesa priorizar los viajes nacionales (42%) y utilizar un coche personal o de alquiler en lugar del transporte público (40%).

Además, les agrada la posibilidad de reservar sus viajes directamente en los sitios web de los proveedores (62% frente al 39% a nivel mundial).

El Covid-19 y el bleisure

En lo que resulta una respuesta casi obvia, dos de cada tres viajeros de negocio latinoamericanos (64%) desea que se aflojen las restricciones de la política de viajes de sus empresas o que se regrese a la política anterior a la aparición del Covid-19. Con respecto al mismo tema, casi la mitad de los encuestados de la región (47%) se consideran más responsables de su salud y seguridad en un viaje.

Por otra parte, desde hace un tiempo se viene hablando de la combinación entre los viajes corporativos y los de placer, tendencia que en inglés se denomina “bleisure”. Se trata ni más ni menos de incluir elementos e instancias relacionadas con el viaje de placer, dentro de los viajes concebidos inicialmente como de negocios.

En tal sentido, en el estudio de SAP Concur y Wakefield Research se manifestaron interesados en “viajar para experimentar nuevos destinos” el 67% de los encuestados, porcentaje que contrasta con el 52% registrado a nivel mundial. Además, el 66% dijo interesarse en concretar conexiones personales con los clientes y colegas (54% a nivel mundial). También quieren tomarse un descanso de su rutina de vida diaria (48%).

Está claro que el bleisure llegó para quedarse y que, además, seguirá creciendo. Así lo reflejan otros dos estudios: “The Future Traveller Tribes 2030” realizado por Amadeus, y uno que lleva la firma de Expedia, centrado específicamente en viajeros de negocios de Alemania, China, Gran Bretaña, India y Estados Unidos. En este último caso, el 60% de los entrevistados entró en dicha categoría.

El dilema de los Travel Managers

La gran mayoría de los gerentes de viajes están frente a una programación que debieron modificar, adaptar y reconstruir durante los últimos 16 meses de “tiempos de inactividad”.

La alta dirección de las empresas realmente espera la reanudación de los viajes corporativos; saben que son los generan verdadero impulso a los negocios. Y si bien las reuniones virtuales han mantenido a los motores en marcha, éstas no pueden crear la misma eficacia que una reunión frente a frente alrededor de una mesa, cerrando un trato con un buen apretón de manos.

¿Qué necesitan hoy los travel managers? Escuchar ideas buenas y audaces sobre cómo poner en marcha un programa de viajes adecuado a la nueva realidad, algo que quieren escuchar desde el CEO hasta el director ejecutivo de finanzas.

Pero en esta ocasión ni los más altos ejecutivos están llevando el timón del barco. El momento de cuando volver a abordar un tren o un avión le corresponde a los travel managers; depende de ellos decir si es “demasiado pronto”. Deben, al mismo tiempo, exigir nuevas políticas y procedimientos respecto a cuándo, dónde y cómo viajar. Ellos son los responsables de mantener a los viajeros seguros mientras están de viaje.

“Reformular continuamente el programa de viajes requerirá pensar en grande y actuar con valentía, pero con las herramientas adecuadas en la mano el travel manager tendrá más autoridad que nunca en cuanto hacia dónde se dirigirán los viajes”, expresó SAP Concur en un blog.

La nueva era del Corporate Travel

Muchas empresas mantuvieron su negocio en pie mientras mantenían a sus empleados seguros, felices, sanos y productivos. De pronto, se descubrió cómo trabajar desde casa y cómo mantener en marcha los negocios con el mínimo de gastos cuando las restricciones del Covid-19 amenazaban con aniquilarlos. Se retiró al personal viajero y se recurrió de la mejor manera posible a las videoconferencias.

Buen trabajo, en serio. ¿Pero ahora qué? ¿Cómo pasar de la supervivencia al liderazgo? ¿Cómo salir de nuevo a las calles para mantenerse al frente?

Hay que poner de nuevo a los viajes en el mapa, pero de forma diferente. Porque la vieja manera de ir de A hasta B ya no funciona. La alta dirección, los viajeros, los clientes, la competencia, todos están esperando a ver cómo cada empresa se adapta a la próxima era de los viajes corporativos. ¿Cómo se los hace más seguros, eficientes, cómodos, sostenibles?

Lo primero que deben hacer los travel managers adictos a la acción se reduce a dos cosas: cumplimiento y flexibilidad. Hay que darles a los viajeros un espacio para que planifiquen sus travesías de modo que se sientan seguros y, por lo tanto, productivos. Ello incluye la libertad de que puedan reservar viajes de la forma que mejor prefieran, a través de las aplicaciones que les gustan y con los proveedores que prefieren. Esto mejorará su experiencia de viaje y, una vez más, conducirá a un viaje más positivo y productivo.

Viajes corporativos.jpg
Un nuevo y esperanzador horizonte se abre para un segmento muy castigado por la pandemia

Un nuevo y esperanzador horizonte se abre para un segmento muy castigado por la pandemia

Pero la flexibilidad, incluso ahora, también debe tener sus límites. El travel manager debe controlar los costos, prever los gastos, supervisar los itinerarios y gestionar las coberturas de salud. Estas cosas no han cambiado y, de hecho, han cobrado aún más importancia a medida que la humanidad sale del Covid-19. Las normas, los reglamentos y las restricciones que antes seguíamos ahora son más estrictas.

Balancear el cumplimiento y la flexibilidad puede parecer un acto de equilibrismo en la cuerda floja, pero las organizaciones que lo han dominado están fortaleciendo la confianza de sus viajeros y generando ahorros en su resultado final.

“Las compañías que se encuentran en el límite entre el cumplimiento y la flexibilidad están aprovechando la tecnología de gestión de viajes de formas que no hubieran podido imaginar antes. Ellos son, literalmente, quienes están dándole forma al futuro”, afirma un vocero de SAP Concur.

El espejo brasileño

La segunda edición de la encuesta “Viajar en un mundo posvacunación: perspectivas para el turismo”, dado a conocer recientemente en Brasil por TRVL LAB y el grupo ELO, aporta valiosas perspectivas sobre el mercado de viajes corporativos en esta nueva era de la salud pública global.

TRVL LAB es una consultora de Panrotas y Mapie, en tanto que el grupo ELO es una asociación creada por tres compañías financieras líderes de Brasil: Banco Bradesco, Banco do Brasil y Caixa Econômica Federal.

Según los resultados generales del trabajo, al 84% de los encuestados les gusta viajar para hacer negocios, pero creen que la desaceleración producida por el Covid-19 ha beneficiado su relación familiar, ya que les brindó más tiempo para compartir con cónyuges e hijos.

Además, casi la mitad de los participantes (49%) perciben a la reducción de viajes como un beneficio para su calidad de vida al otorgarles más tiempo para participar de actividades familiares y de ocio. Por lo tanto, el mercado ha cambiado y –al igual que el viajero de negocios– las empresas y actores de este sector deben estar atentos a las nuevas tendencias.

Para ayudar a superar la crisis y comprender mejor las consecuencias de la industria cuando una buena parte de la población económicamente activa esté inmunizada, el estudio aporta cinco datos importantes para el segmento de los viajes corporativos.

Autonomía para elegir

Según este último trabajo, la mayoría de los viajeros de negocios tendrán autonomía total para elegir a sus proveedores de viajes o dispondrán de un presupuesto preestablecido. La reserva la realizará principalmente el departamento de viajes de la empresa o el interesado directamente con los proveedores. El pago lo realizará la empresa o mediante tarjeta de crédito corporativa, con un reporting simplificado.

El modo de transporte preferido para los próximos viajes será el avión; y el precio, la facilidad de reserva y compra, y los servicios directos se convertirán en elementos prioritarios a la hora de elegir. En cuanto al medio de alojamiento, los hoteles económicos serán la opción preferida, elegida por precio, seguridad percibida y ubicación. Es importante que los proveedores fortalezcan su relación directa con los clientes finales, ya que la elección es de ellos.

Hay luz al final del túnel

Incluso con ajustes, menos frecuencia y un mayor enfoque en la calidad de vida, está claro que los viajes de negocios se reanudarán. El formato presencial es insustituible para el desarrollo de determinadas actividades, especialmente para los eventos de colaboración e integración, que ahora deben reforzarse por, precisamente, el incremento del trabajo a distancia.

Empresas y viajeros creen que los viajes de negocios se reanudarán después de la vacunación masiva de la población, incluido el mantenimiento de algunos hábitos nuevos, como el check-in online, el uso de máscaras faciales en interiores y el desayuno exprés en los hoteles, entre otros factores.

La probabilidad de realizar viajes corporativos dentro de los primeros seis meses posteriores a la vacunación es alta. Pero, es necesario entender definitivamente que el mundo ha cambiado, al igual que la forma de hacer negocios, afectando por ende a los viajes corporativos. Es hora de reinventarse para el regreso que se avecina.

Viajes corporativos.jpg

"Hay luz al final del túnel", coinciden en asegurar la gran mayoría de expertos en viajes corporativos

“En un mundo todavía incierto, la existencia de soluciones como SAP Concur, que permiten manejar flexiblemente las reservas con todos los proveedores de viajes y obtener alarmas en tiempo real sobre problemas sociales, políticos o sanitarios, entre otros beneficios, se convierten en aliadas clave para regresar al estado `on the road´ que los viajeros de negocios tanto desean”, señaló Albana Llaneza, gerenta regional de Cuentas de SAP Concur.

¿Y la variante delta?

Un relevamiento de la Asociación Global de Viajes de Negocios (GTBA, en inglés) entre 678 travel managers, compradores y proveedores del segmento refleja que la cepa delta del coronavirus produjo en agosto pasado un impacto en el volumen del negocio y que, inclusive, preocupa en el corto plazo.

De todos modos, según Suzanne Neufang, directora ejecutiva de la organización, los viajes corporativos continúan progresando y mostrando pequeños avances hacia la recuperación. “La variante delta ha introducido un pequeño desvío, al menos a corto plazo. Con una adecuada mitigación de riesgos, los viajeros continúan volviendo a sus actividades comerciales durante una pandemia que no desaparece tan rápido como se esperaba”, apuntó la ejecutiva.

Lo cierto es que frente a las crecientes preocupaciones sobre la variante delta, solo el 21% señaló que su empresa había introducido nuevas restricciones para los viajes de negocios no esenciales y casi la mitad (49%) dijo que es poco probable que lo haga.

Sin embargo, uno de cada cuatro (25%) está considerando introducir nuevas restricciones. Esta situación ha provocado que uno de cada cuatro (26%) diga que se siente pesimista sobre las perspectivas financieras de la industria. Aunque son más (34%) quienes se mantienen optimistas.

Lo cierto es que más de la mitad de los miembros de GBTA encuestados esperan que los viajes de negocios experimenten un aumento significativo (8%) o moderado (47%) en el período de septiembre a noviembre de 2021.

Aunque claramente hay dispersión según la región consultada. Los encuestados de Europa (75%) son más optimistas que los de América del Norte (51%) sobre una recuperación en el próximo trimestre.

La encuesta de SAP Concur en porcentajes

99% de los ejecutivos latinoamericanos están dispuestos a retomar los viajes de negocios
77% se manifestó “muy dispuesto” a hacerlo, muy por encima del 65% del promedio mundial
45% están preocupados de no poder retomar el ritmo de viajes previo a la pandemia y, por ende, ganar menos dinero
41% sienten que los efectos de la pandemia puedan detener la evolución de su carrera profesional
39% expresaron que el actual marco crea dificultades para desarrollar y mantener el networking

Dos de cada tres viajeros de negocio latinoamericanos (64%) desea que se aflojen las restricciones de la política de viajes de sus empresas o que se regrese a la política anterior a la aparición del Covid-19 Dos de cada tres viajeros de negocio latinoamericanos (64%) desea que se aflojen las restricciones de la política de viajes de sus empresas o que se regrese a la política anterior a la aparición del Covid-19

En el estudio de SAP Concur y Wakefield Research se manifestaron interesados en `viajar para experimentar nuevos destinos el 67% de los encuestados, porcentaje que contrasta con el 52% registrado a nivel mundial En el estudio de SAP Concur y Wakefield Research se manifestaron interesados en `viajar para experimentar nuevos destinos el 67% de los encuestados, porcentaje que contrasta con el 52% registrado a nivel mundial

La alta dirección de las empresas realmente espera la reanudación de los viajes corporativos; saben que son los generan verdadero impulso a los negocios La alta dirección de las empresas realmente espera la reanudación de los viajes corporativos; saben que son los generan verdadero impulso a los negocios

Temas relacionados

Notas de Tapa