Estudio

Los pasajeros apuestan por la velocidad y la conveniencia

Un estudio de la IATA, el Global Passenger Survey (GPS), muestra que los pasajeros valoran la velocidad y la conveniencia.

Velocidad y conveniencia, eso es lo que priorizan los pasajeros. Así lo revela la edición 2023 del Global Passenger Survey, GPS (Estudio Global de Pasajeros), que anualmente realiza la IATA. “Los pasajeros lo han dejado claro: quieren dedicar menos tiempo a reservar y moverse más rápido por el aeropuerto. Y para lograrlo, están cada vez más dispuestos a utilizar datos biométricos para completar más tareas previas a la salida fuera del aeropuerto”, dijo Nick Careen, vicepresidente senior de Operaciones, Seguridad y Vigilancia de IATA.

Los pasajeros no quieren complicaciones

Los pasajeros aspiran a un proceso de viaje que fluya y que no presente inconvenientes, desde el minuto cero. Por eso quieren comodidad cuando planifican su viaje y eligen desde dónde partir. “Prefieren volar desde un aeropuerto cercano a casa, tener todas las opciones de reserva y servicios disponibles en un solo lugar y pagar con su método de pago preferido”, indica IATA. De hecho, “la proximidad al aeropuerto fue la principal prioridad de los pasajeros a la hora de elegir su punto de partida (71%). Esto fue más importante que el precio del billete (31%)”, sigue el estudio.

Una pequeña mayoría de pasajeros prefiere reservar directamente con la aerolínea (52%). Sin embargo, independientemente del canal de reserva utilizado, les gustaría tener una visibilidad completa de la oferta de tarifas, incluido un fácil acceso a productos y servicios opcionales”.

El pago

A la hora de pagar, la comodidad “fue la principal razón por la que los pasajeros eligieron un método de pago particular (62%). Entre siete métodos de pago diferentes, el más popular fue la tarjeta de crédito/débito (73%), seguido de la billetera digital (18%) y la transferencia bancaria (18%). Al mismo tiempo, existen variaciones regionales muy amplias en el uso de tarjetas de crédito”, afirma IATA. Y prosigue: “Las tarjetas de crédito/débito son más populares en América Latina (85%), Europa (81%) y América del Norte (74%), siendo la preferencia más baja en África (57%). La penetración de las billeteras digitales es más popular en la región de Asia Pacífico, donde el 41% de los encuestados la citó como la opción preferida. El siguiente mercado más importante fue Europa (15%), seguido de Oriente Medio (14%). Entre las regiones, la transferencia bancaria directa fue el método de pago preferido en África (36%), seguida de Oriente Medio (21%)”.

A la hora de señalar problemas, los pasajeros encuestados señalaron a “la imposibilidad de utilizar su opción preferida o de pagar en cuotas; un proceso de pago tedioso y preocupaciones sobre la seguridad del pago”. “Además, el 25% de las ventas potenciales de productos/servicios durante el recorrido del cliente no pudieron completarse debido a problemas de pago”, advierte el GPS.

La facilitación de viajes

Obviamente, los complejos requisitos de visa disuaden a los viajeros que desean un proceso de visa digital y en línea conveniente. Además, muchos están dispuestos a compartir su información de inmigración para agilizar los procedimientos de inmigración en el aeropuerto.

En concreto, “el 36% de los viajeros dijeron que se habían disuadido de viajar a un destino en particular debido a los requisitos de inmigración. El 49% de los viajeros destacó la complejidad del proceso como el principal factor disuasivo, el 19% citó los costes y el 8% la preocupación por la privacidad”. “Cuando se requieren visas, el 66% de los viajeros desea obtener una visa en línea antes de viajar, el 20% prefiere ir al consulado o embajada y el 14% al aeropuerto”, afirma IATA.

Por otra parte, el 87% de los viajeros indicó que “compartiría su información migratoria para acelerar el proceso de llegada al aeropuerto, lo que representa un aumento con respecto al 83% reportado en 2022”.

Los procesos aeroportuarios

En el aeropuerto, la velocidad es fundamental. Los pasajeros esperan procesos ágiles y tiempos de espera mínimos. Están interesados en utilizar la biometría para acelerar los procedimientos, prefieren completar más procesos fuera del sitio y llegar al aeropuerto listos para volar.

“Los pasajeros esperan moverse por el aeropuerto más rápido que nunca. El 74 % afirmó que, cuando viaja solo con un bolso de mano, prevé pasar de la acera a la puerta de embarque en 30 minutos o menos, un aumento con respecto al 54 % en 2022. Los pasajeros quieren completar más elementos de procesamiento fuera del aeropuerto. El 45% de los viajeros identificó la inmigración como su principal opción para el procesamiento fuera del aeropuerto. Esta cifra fue superior al 32 % en 2022. El check-in fue la segunda opción más popular con un 33 %, seguido del check-in de equipaje (19 %). Y el 91% de los pasajeros está interesado en un programa especial para viajeros de confianza (verificación de antecedentes) para acelerar los controles de seguridad”, señala el GPS.

“Los pasajeros quieren más flexibilidad y más control en el proceso de equipaje. El 67 % estaría interesado en la recogida y entrega a domicilio, el 77 % dijo que probablemente facturaría una maleta si pudiera etiquetarla y facturarla antes de llegar al aeropuerto y el 87 % estaría dispuesto a facturar en una valija si pudieran rastrearla. Además, el interés en el autoseguimiento está creciendo: el 57% de los viajeros ha utilizado o quiere utilizar etiquetas electrónicas de equipaje, frente al 50% en 2022”, prosigue el estudio.

Finalmente, la confianza en la identificación biométrica está aumentando. “En los últimos 12 meses, el 46% de los pasajeros utilizó datos biométricos en el aeropuerto, frente al 34% en 2022. Además, el 75% de los pasajeros prefiere utilizar datos biométricos a los pasaportes y tarjetas de embarque tradicionales. De aquellos que han utilizado identificación biométrica durante sus viajes, el 46% reportó una tasa de satisfacción del 85%. Si bien la protección de datos sigue siendo una preocupación para la mitad de los viajeros, el 40% estaría más abierto a las soluciones biométricas si confiaran en que su información personal está segura (un aumento desde el 33% en 2022)”.

Temas relacionados

Deja tu comentario