Plataformas

Duro revés judicial para Airbnb en Brasil

La Justicia de Brasil sentenció que los vecinos de los condominios pueden prohibir a los residentes alquilar propiedades a través de Airbnb.

En un duro e inédito fallo que puede poner en jaque las intenciones de Airbnb en Brasil pero que también puede generar un efecto rebote en toda la región, la Cuarta Sala del Superior Tribunal de Justicia (STJ) estableció que la comunidad de vecinos puede prohibir a un propietario el arrendamiento de su inmueble a través de la famosa aplicación digital.

Como se sabe, los sectores hoteleros y de alojamiento formal de las principales ciudades del mundo y de América Latina vienen sufriendo desde hace años una competencia desleal frente a Airbnb, que opera de manera informal en los destinos, no abonando impuestos ni ningún tipo de cargas sociales en la mayoría de los casos.

Te puede interesar: En México, la Justicia también le puso límites a Airbnb

Como recoge la agencia Efe, ahora el futuro de Airbnb en Brasil se ha teñido de sombras tras este fallo de la Cuarta Sala del Superior Tribunal de Justicia (STJ), que podría sentar jurisprudencia para casos similares y que se remonta a un caso surgido en 2019, cuando los vecinos de un edificio de la ciudad de Porto Alegre presentaron una acción judicial contra este tipo de alquiler bajo el argumento de que estaba en contra de las reglas establecidas en la convención del condominio.

"La convención (del edificio) tiene poderes para regular y vetar esa clase de uso no residencial del inmueble", sentenció la corte tras los argumentos de los tres magistrados que votaron a favor de la prohibición (solo uno votó en contra) haciendo eje en la seguridad de los residentes frente a este tipo de alquileres, que también contempla el uso de áreas comunes de los edificios.

En ese sentido, el juez Raul Araújo consideró que el alquiler de unidades enteras o solo de habitaciones supone un riesgo a la seguridad de los demás residentes.

Por su parte, el magistrado Antonio Carlos Ferreira igualmente votó a favor de la autonomía vecinal, aunque ponderó que el juicio no se trata de la legalidad de Airbnb, sino de la posibilidad de que la comunidad de vecinos vete o no los alquileres por medio de esa plataforma.

Temas relacionados

Notas de Tapa